domingo, 27 de mayo de 2012

Los vengadores (The Avengers, 2012) de Joss Whedon


A veces, un blobkbuster como este puede tomar el sendero artero de sagas como las de Transformers, dedicadas a la exhibición gruesa de explosiones, golpes de sonido y erotismo de publicidad televisiva. Felizmente, esto no ocurrió con la reunión de Thor, Iron Man, Hulk, y el Capitán América, comandados por Nick Fury (Samuel Jackson) para salvar al mundo del resentido y demencial Loki. 

Sin pretender optar por cuotas de oscuridad y profundidad hasta ahora solo exploradas por Christopher Nolan en su díptico sobre Batman, Whedon ofrece más que un despliegue de pirotecnia, sobre todo, aprovechando el carisma de sus mejores actores: Downey Jr. -Iron Man- y Mark Ruffalo -como Bruce Banner-, intercambiando con mucha soltura el humor, la acción, y las conocidas tribulaciones de sus criaturas. Es de destacar, en ese sentido, la habilidad para adoptar ese tono lúdico y cómplice que dio tan buenos resultados a la saga de Iron Man (2008) y X-men: Primera generación (2011). Otro acierto está en la dirección de los desencuentros que terminan por hacer ese espíritu de grupo tan necesario para un filme como este, más allá del espectáculo de rigor -hecho desde coordenadas estéticas lo suficientemente sofisticadas como para no aturdir con el puro efecto de choque-. Pese a las limitaciones de algunas interpretaciones y aspectos no desarrollados -como el que se refiere a los jefes de la pandilla, Fury y el agente Caulson-, el saldo es positivo -en parte, también, gracias al villano que encarna con su habitual talento Tom Hiddleston.    (En Somos 05/05/2012